“Al oeste de Roma”

Anoche soñé un sueño lúcido muy extraño… ni siquiera sé cómo contarlo, creo que carece de sentido ahora que estoy despierto. No sé cómo trasmitir las sensaciones y las cosas que vi. Estoy seguro que no existen palabras en ningún idioma de este planeta que puedan expresar lo que viví en ese sueño, es imposible.
Pero no fue el único sueño lúcido de la noche por supuesto, Al oeste de Roma, fue otro de los sueños de anoche, digo anoche pero en realidad fue de los últimos sueños de la mañana.
Al oeste de Roma es uno de los libros que ahora estoy leyendo, y como sucede siempre; he soñado con los personajes de los libros que leo, o sueño con los paisajes y contextos de los libros que leo. ¡Acaso no es algo hermoso! ¡Acaso no es una experiencia mágica! Sé que muchas personas desearían entrar en los libros que leen, y no es que al leer no lo hagan, solo digo que soñarlo hace la experiencia literaria casi incomparable, insuperable, la verdad es inalcanzable.
Imaginen poder entrar en sus libros favoritos, compartir sus personajes, ver los rostros y las formas con los que tu mente los ha pintado… los paisajes que tu mente ha dibujado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s